MOLUSCOS, el club de los blanditos

A primera vista, el orden de los moluscos parece un enorme cajón de sastre en el que caben todo tipo de criaturas dispares, desde un pulpo hasta una lapa, pasando por los coloridos nudibranquios. Pero pese a las grandes diferencias físicas, todos estos animales comparten algo común: un cuerpo blando, una cabeza con órganos sensoriales, una masa visceral envuelta en un manto o concha y un pie muscular .
Con más de 100.000 especies vivientes, los moluscos son uno de los invertebrados más variados de la Naturaleza, y por su abundancia uno de nuestros compañeros inseparables de inmersiones. Muy mal se tiene que dar la cosa para no ver ni siquiera un triste molusco, del orden que sea.
QUITONES: Estos animales parecen salidos del amanecer de los tiempos, cuando los dinosaurios poblaban la Tierra y eso. De forma oval y alargada, la concha de los quitones está compuesta por ocho placas dorsales articulares encajadas alrededor de la cintura, lo que les permite enrollarse como bichos bola. Les gustan las zonas rocosas donde rompe el oleaje, y con su fortísimo pie se adhieren a la roca de tal manera que parecen pegados con loctite.
Un quitón guapo. La mayoría son oscuros, verdosos y sosos
BIVALVOS (del latín, «dos valvas»): Ostras, vieiras, navajas, berberechos, almejas, mejillones, y en general cosas con concha que se le echan a la paella. Los bivalvos tienen el cuerpo aplanado lateralmente,  carecen de cabeza y poseen, como su propio nombre indica, dos valvas que encajan mediante dientes y están sujetas a través de un ligamento.
Bivalvos con secreto
GASTERÓPODOS: Mi grupo preferido, por ser el más variado.
Lapas, orejas de mar, porcelanitas, peonzas, bucinos, bígaros, torrecillas, pies de pelícano… Las conchas de estos  gasterópodos son uno de los más bellos regalos que nos puede dejar la marea, y algunas parecen verdaderas piezas de cerámica. Las hay rugosas y coloridas, otras suaves y nacaradas, con mil destellos en su interior. Las hay planas, con estrías, o retorcidas en caprichosas curvas y contracturas, y todas ellas tienen su propia belleza particular.En cuanto a las lapas, poseen una concha en forma de pequeño cono, y pasan su ajetreada vida adheridas con firmeza al sustrato rocoso a través de una mucosa que segregan con el pie muscular. Se considera que las lapas son el gasterópodo más antiguo, y algunas pueden ser territoriales con el lugar al que suelen estar adheridas. Personalmente, en El Rincón del Nudibranquio pagaríamos mucho dinero por ver a una lapa enfadada. *Grrrrrrrr….*
Opistobranquios: también conocidos como babosillas marinas, los opistobranquios (branquias por detrás) tienen la masa visceral envuelta por un manto, no por una concha. Al carecer de defensa sólida, estos pequeños han optado por mecanismos de defensa más sutiles, y la mayoría contienen más veneno que el anillo de un obispo. De ahí su fastuoso colorido, que los convierte en auténticas golosinas a ojos de los buceadores. Los opistobranquios más familiares son:
  • Liebres de mar: Las liebres de mar reciben ese apelativo por el
    gran desarrollo, a modo de orejas, de dos de sus cuatro rinóforos. Son de color verde-amarillo-terroso, y por lo general más gordos que los nudibranquios.
  • Nudibranquios: ¡Nuestros queridos nudis! No nos vamos a explayar ahora, porque éste artículo se nos iría de madre. Ya les dedicaremos un apartado sólo para ellos. De momento tan solo deciros que los nudibranquios (branquias al desnudo) son los opistobranquios más evolucionados y raramente superan los 30 cm. de longuitud. Están  dotados de rinóforos («cuernecitos») con función sensitiva, y cerata («pelitos»), con función respiratoria, digestiva y defensiva.
https://www.dive-the-world.com/images/gallery/pages/medium/cdcb400502-irian-jaya-serge-abourjeily-img-7346.jpg
Nudibranquios…¡hazte con todos!
CEFALÓPODOS (del latín, Pies en la cabeza) Con los pies en la cabeza andan pulpos, sepias y calamares, el orden más grande y desarrollado de los cefalópodos. Los pulpos poseen ocho brazos, y los calamares ocho brazos y dos tentáculos, los cuales acaban en forma de maza.
A diferencia de sus primos los bivalvos, los cefalópodos son criaturas muy móviles que se desplazan, nadando o por reacción, expulsando agua a través de un pequeño sifón situado sobre su cabeza, en plan torpedo. Los cefalópodos se caracterizan además por ser tremendamente listos y curiosos, y siempre son un espectáculo bajo el agua.
https://fotografias.lasexta.com/clipping/cmsimages01/2014/05/14/5C3D15FE-B158-4189-91D6-F508C6C2233E/58.jpg
 Una sepia. Es lista. Y te está mirando.
Otro cefalópodo de la familia es el carismático nautilus, un auténtico fósil viviente que dio nombre al submarino del Capitán Nemo en «20.000 leguas de viaje submarino». Es el único que posee concha externa.
https://i.pinimg.com/originals/de/cf/c8/decfc8ea01f049510b205a5c1e8dd82b.jpg
El Nautilus encontrándose con la madre de todos los cefalópodos

Guardar